Atómica Oro y otra imponente labor de una potranca distinta

Clásico Ricardo, E. y E. M. Fernández Guerrico (G2-1600m), San Isidro

 

Fotos Ariel Fitzsimons
 
 
 
Domingo, Marzo 11, 2018 Por Caballosdelmundo
 

Una corta nómina pero sobrada de calidad fue lo que presentó la cartelera del Clásico Ricardo, Ezequiel y Ezequiel M. Fernández Guerrico (G2-1.600m) en el Hipódromo de San Isidro, con la marquesina de ostentar el duelo entre dos de las mejores yeguas en la media distancia nacional.

Otra vez demostrando las cualidades impresionantes que ostenta, la reservada Atómica Oro (Orpen) no dejó ningún tipo de dudas en el duelo espectacular que protagonizó con la tremenda Key Dance (Freud) perdiéndola por el camino en las 3 cuadras finales, donde despegó con un poder notable.

Expectante, sin mostrar credenciales en los primeros tramos del desarrollo, Juan Carlos Noriega la serenó a un cuarto lugar, en tanto que en la punta se acomodaba como suele ser habitual Key Dance (Freud), perseguida de cerca por la tordilla Pure Sexista (Pure Prize) que oficiaba de pacemaker, con una Whinney (Mount Nelson) que se acercaba abierta.

La del Santa Inés comenzó a tomar la punta con ganas antes de la recta, para una vez desembocada la misma intentar la escapatoria, cosa nada sencilla sabiendo lo que le faltaba por venir. Lo que restaba era la presencia de Atómica Oro (Orpen), que fue abriendo su línea a un segundo andarivel, para acomodarse a su par a falta de 3 cuadras para la sentencia, donde consiguió superar sin consecuencias la línea de la puntera, sacando amplias ventajas a su favor, en otra demostración impactante.

El marcador final dejó en clara la supremacía de la Orpen, que perdió por el camino a Key Dance (Freud) con un claro margen de 4 cuerpos, completando las chapas y en otra carrera Whinney (Mount Nelson), Pure Sexista (Pure Prize), y Rue Chambiges (Sixties Icon), deteniendo el reloj en 1'33"96c para la milla de césped normal.

Sexto triunfo en 9 incursiones para la tresañera que fue criada y defiende los intereses del Haras La Biznaga, aprobando un nuevo examen en su horizonte, relegando a la reprise de un Key Dance (Freud) que a pesar de la derrota construyó una digna labor, teniendo en cuenta que no participaba hace casi 9 meses. Es una máquina la pupila de Roberto Bullrich, que continúa ofreciendo espectáculos dignos de una pinga.

Nota Gentileza: Braian Nicolás Haedo.

 
 
 
 
 

 

 

                             © caballosdelmundo.com. Todos los derechos reservados.